Francia también usará águilas para cazar drones

Noticia

En estos últimos años y debido a la fácil disponibilidad y masificación, se ha incrementado la amenaza potencial de los drones operados por civiles. Por otra parte, la creciente preocupación de que los militantes de ISIS ya hayan empezado a modificar drones civiles para usarlos como drones “kamikazes” ha empujado al ejercito francés a tomar medidas drásticas contra drones intrusos.

Dada la dificultad que supone neutralizar un drone que sobrevuela, por ejemplo, áreas cercanas a aeropuertos o una gran multitud de personas sin causar daño a los asistentes, es necesario el empleo de un método menos agresivo para forzar el aterrizaje del dron. De este modo, la armada francesa empezó a entrenar águilas-interceptoras de drones.

Para las primeras pruebas se utilizaron drones reales con pedazos de carne incorporados en ellos.

Las cuatro aves que pasaron el entrenamiento recibieron el nombre de D’Artagnan, Athos, Porthos y Aramis, en honor a los personajes de la novela de Alejandro Dumas, “Los tres mosqueteros”.

El águila D’Artagnan sobrevoló 200 m en 20 segundos hasta alcanzar a su “presa”

Por ahora, el entrenamiento está en fase de pruebas en condiciones casi reales. En la primera prueba, el águila D’Artagnan sobrevoló 200 m en 20 segundos hasta alcanzar a su “presa”: atacar al dron y llevarlo a tierra de manera exitosa.

A pesar de que el programa de entrenamiento todavía no está concluído, los militares franceses ya han solicitado un segundo grupo de águilas para ser utilizadas con el mismo objetivo.

Francia es el segundo país en utilizar esta técnica para derribar drones. Previamente, la policía holandesa usó a estas aves para contrarrestar los ataques de drones que volaban en zonas no autorizadas, y finalmente adoptaron este método de manera oficial en septiembre de 2016.

Cabe destacar que las águilas realizan su tarea de manera óptima cuando se trata de drones de tamaño mediano, con un peso comparable a un ave de 5 kg, para neutralizar drones más grandes será necesario desarrollar otro método alternativo.

Otro dato que no se destaca es si las aves sufren algún tipo de daño al realizar la operación, ya que las hélices de los drones son muy afiladas y pueden llegar a ocasionar serias lesiones en las patas de los animales.